Maro celebró un año más sus tradicionales fiestas en honor a San Antón. Los actos, que tuvieron lugar el pasado fin de semana, contaron con dos momentos importantes, como fueron el encendido de las hogueras y la procesión que recorrió las calles del pueblo.

El encendido de las hogueras comenzó el viernes 18 con una gran participación por parte de los vecinos, hasta el punto que se encendieron más de 30 lumbres por las diferentes calles del pueblo. La concejala de Tradiciones Populares, Sandra Jimena, y el alcalde pedáneo, Javier López, agradecieron la participación de los vecinos.  Alrededor de las diez de la noche se procedió al encendido de la hoguera de la plaza, con la presencia del retén del Consorcio de Bomberos y Protección Civil.

La procesión de San Antón tuvo lugar el sábado 19 y, como viene siendo costumbre, muchos vecinos quemaron fuegos artificiales al paso el santo. En la misma participó la Bando Municipal de Música de Nerja y numerosas personas a pesar del intenso frío, lo que obligó a recortar el recorrido. El trono estaba adornado con los claveles rojos que los vecinos y vecinas de Maro entregaron en la ofrenda que tuvo lugar tras la misa celebrada el día 17.

Marcar Como Favorito o Mándelo Por Email